Cuando un hombre lo pierde todo, aun le quedan dos cosas, la determinación y el deseo de venganza.

Jackie Chan (Armour of God) interpreta a Quan Ngoc Minh un apacible inmigrante chino que tiene un restaurante en Londres. Quan vive con su hija Fan (Katie Lung) quien es su mundo entero, hasta que un salvaje ataque perpetrado por terroristas Norirlandeses le cambia la vida en un instante.

Martin Campbell (Green Lantern) lleva a la pantalla grande la novela de Stephen Leather “The Chinaman”, actualizando el contexto pero sin dejar de lado la intriga politica que reinaba en el Reino Unido durante la década de los 90. Una violenta fracción del Ejército Republicano Irlandes esta ejecutando ataques con explosivos en un nuevo intento de imponer sus ideas separatistas. Esto no le va nada bien al viceministro Liam Hennesy (Pierce Brosnan) quien a pesar de haber formado parte del IRA en su juventud, ahora es un político que lucha por sobrevivir en un mundo complejo y rodeado de traiciones y agendas secretas.

Quan confronta directamente a Hennesy al preguntarle la identidad de los terroristas, pero este no esta seguro de quienes son, lo cual no convence a Quan quien decide tomar la ley en sus manos y encontrar a los responsables de la muerte de su hija. Hennesy no se atreve a dar información ya que esta atascado en una negociación con el gobuerno britànico que le dara un gran beneficio a su carrera, aún asi mueve todas sus influencias tanto para poner al descubierto a los atacantes, como para intentar detener a Quan, quien tambien tiene sus propios secretos.

Brosnan (Mamma Mia!) entrega otra excelente actuación interpretandio a un personaje complejo que se mantiene en un precario equilibrio entre su posición plítica, su pasado como miembro del IRA, sus acuerdos con los Ingleses y su situación matrimonial. No es un villano en el sentido estricto, es un hombre que ha sabido manejarse para crecer en un mundo rodeado de peligros y tensiones. aún cuando en el fondo no ve como enemigo a Quan, pone siempre su supervivencia en primer término.

Chan, por otro lado, tiene un personaje mas plano. aunque todo su actuiar esta justificado y sus motivaciones son obvias, hay poco desarrollo de su personaje, es un hombre decidido y empecinado para el cual no existen obstaculos. Su apariencia apacible esconde a un combatiente realmente implacable, el cual aprovecha que es subestimado en principio para orquestar su plan. Más alla de la interpretación, el verdadero lucimiento de Chan es, como siempre, en las escenas de acción. Admirable que a su edad aun pueda realizar las coreografias de combate con tanta intensidad.

La historia se desarrolla en dos planos, la venganza de Quan y la busqueda por parte del SO15 de los terrositas, no solo para capturarlos, sino para detener una creciente ola de explosiones en suelo Ingles. Campbell ejecuta ambas tramas de una forma impecable manteniendo la tensión para el espectador.