Prácticamente hubo que esperar un año para que Rebirth llegase a todos lados en México, hablando en cuestiones de distribución. A lo largo de este periodo, que ha experimentado varias opciones de exclusividad: portadas variantes exclusivas para tal o cual cadena, números 1 en tal lado, determinada portada en determinada convención y hasta ediciones. Pero Rebirth, es decir, toda una línea de continuidad, estuvo disponible solamente en una cadena…pero no todo el universo DC. Si bien la continuidad más reciente sólo se podía conseguir con el ingeniero Delgado, cosas como Injustice, la línea Vertigo, crossovers con los Power Rangers o las tortugas ninja sí estaban en todas partes. Como ya se ha dicho, la exclusividad nunca fue tal: los números eran conseguibles por otros medios, y aún hubo quien agotó las existencias de ciertos números para revenderlos.
Action Comics marcó el regreso a los puestos de periódico a finales del año pasado, pero quien comenzó ahí, a pesar de contar con una historia entendible, sabía que no tenía todo el panorama completo: faltaba algo. Ese algo, el puente entre New52 y Rebirth, llegó hasta el #5 de Action Comics, cuando finalmente Rebirth regresó al gran canal de distribución… después de soltar los primeros 2 números de Green Arrow y Batgirl. Y después llegaron los compilados (TPB).No son reimpresiones, son los mismos comics que durante meses fueron exclusivos.
Cuando Rebirth llegó a mi puesto, con los TPB por delante a un precio de $219, se desató una discusión en redes acerca del precio: el compilado resultaba más caro que los números individuales (también sucedió con Marvel). No mucho después, la segunda oleada de TPB llegó con un precio de $139, casi el mismo que si fueran adquiridos en el formato mensual (grapas de números dobles). Pero en cuanto eso sucedió, me asaltó una duda: ¿Rebirth sólo llegaría en compilado? …a la siguiente semana llegaron los one-shot. Si te has sentido confundido, ¡es porque así sucedió la distribución! Es como si hubieran comenzado a contar 4, 5, luego 3.5, luego 2, después 1 y al final 3…
No quiero imaginar la confusión de alguien que quisiera comenzar a juntar Rebirth…claro, siempre se puede buscar la línea de tiempo en Internet, y más aún, de haber juntado todo cuando salió (supongo que en orden), no debió haber habido confusión. Pero según parece, muchísima gente no lo adquirió en el momento de salida.
Tras terminar la exclusividad, corrieron especulaciones de un fracaso de ventas ante la ineficacia de la distribución, y más con el aumento de precio que elevó los números sencillos casi un 50% en las marcas Marvel y DC…


Sin embargo, lo que más me llamaba la atención cuando llegaron los primeros TPB, fue si sólo tendríamos ese formato, o también las grapas. Tras la llegada de los one-shot, llegaron los #1…¡de las series cuyos compilados salieron antes! Por si fuera poco, en el caso de Detective Comics salieron 2 números de grapa en dos semanas consecutivas, volviendo esta serie (mensual cuando exclusiva) ¡semanal! Para terminar, en la tercer semana, salió Aquaman #1…junto con Aquaman Volumen 1.
En resumen, nada ha salido de acuerdo a una línea de tiempo, ha salido amontonado, en el caso de Detective Comics incluso quedó semanal (¿buscarán empatar la numeración exclusiva?), salieron compilados antes que las series regulares -además, con una variación de precio-, y hay títulos que escasean. Todo un revoltijo.
Pero al fin hay Rebirth en todos lados. Si es que no olvidaste que existía DC, o lo leíste en Internet, o lo compraste en inglés (con las 3B uwu), o simplemente no te hartaste de esperar, o nunca te enteraste de la exclusividad…veamoslo por el lado amable ¡Hay Rebirth para aventar pa’ arriba, y hasta con distintos formatos, todo al mismo tiempo! Quizá, desde este enfoque, lo más dificultoso será elegir los títulos a los que la cartera podrá darnos acceso…