Después de mucho postergarlo, me pude dar el tiempo de checar la serie de Go Go Power Rangers , que me la habían recomendado mucho.

El cómic de Migthy Morphing me encantó , aunque en su mayoría es fanservice para seguidores fieles de la franquicia ( como quien les escribe) logró emocionarme y entretenerme
Ya hablando de Go Go , si algo puede definir está serie es la construcción de personajes , a diferencia de la serie regular que sucede después de que Tommy se integra al equipo; Go Go comienza justo después del primer enfrentamiento de los Rangers contra Rita .Con esto nos da una perspectiva totalmente nueva de personajes que creíamos conocer hace más de 20 años. Aquí nos enteramos de que Kimberly tiene poco tiempo de haberse mudado a Ángel Grove y como trata de adaptarse al nuevo entorno y se hace amiga de Jason y los otros. Sobre todo la aparición de Matt ( mencionado en el cómic de MMPR) quién fue novio de Kim antes de la llegada de Tommy. Al contrario de su serie hermana que se ve centra más en la acción; aquí aunque si hay acción veremos que el foco de la trama son los personajes y como lidian con el hecho de tener que salvar y al mundo y aparte enfrentar su día a día como adolescentes normales : la escuela, las relaciones amorosas, becas para los estudios superiores. Sin duda su punto fuerte es mostrar el lado humano de los Rangers, incluso los vemos preparándose para un baile escolar y preocuparse por quién sera su pareja.

A pesar de que en sus numeros más recientes sirven de tie in para el evento de 25 aniversario de la franquicia “Shattered Grid” , estos nunúmer no pierden la esencia humana de la serie pues el personaje de la Ranger Slayer (Kimberly del mundo de Lord Drakkon) sirve como aliciente a la Kimberly del presente para encontrarle sentido a su vida tan agobiada por la separación de sus padres y su tormentosa relación con Matt.

Ryan Parort escribe desde el fondo de su corazón una historia de Power Rangers sincera y llena de alma, Toda una carta de amor a la franquicia de un fan para otros fans.

El dibujo de Dan Mora simplemente es maravilloso, lleno de frescura juvenil. Sus Power Rangers si se lucen como chicos de preparatoria, no como en otras versiones donde parecen todos veinteañeros fisicoculturistas.

Sin duds si eres fan de la serie o la veías cuando eras niño , este cómic puede transmitirte la misma magia que cuando veías la televisión en los 90.