Justice League: No Justice llega a su conclusión esta semana. Vienen spoilers, pero eso creo que ya lo saben.

Este ejemplar que cierra una de las miniseries actuales de la Liga de la Justicia más recientes es un cierre que se vuelve memorable. No tanto por haber albergado una cantidad increíble de superhéroes y de haber sido algo parecido a una de las tantas Crisis que DC Comics suele publicar de vez en vez para mantener a los personajes actuales y darles un arreglo de vez en cuando, sino porque tres números nos dieron la pauta para una épica que acaba en este #4.

Es delicioso ver como la paranoia de Amanda Waller, hace eco en el miedo fundamental del ser humano cuando existe algo que va más allá del entendimiento de la razón; ser testigos de como la desesperanza de los superpoderosos ante la pérdida de Colu los hace preguntarse si valió la pena haber peleado tanto, y arriesgado todo después de enfrentar al Multiverso Oscuro y a los Batmanes que trajeron el horror y el miedo en Dark Nights: Metal, de lo cual apenas y salieron victoriosos; o la muerte de Starro, el Conquistador presentado en el número anterior, ante los Titanes Omega, y que espanta de manera terrible a Raven.

Aunque creo, la verdadera belleza del final de No Justice radica en el nuevo día que se viene tras la reparación del Muro de la Fuente y la derrota de los Titanes Omega. Nuevas alineaciones, alianzas, y el regreso de algunos grupos como la Liga de la Justicia Oscura buscan que los Más Grandes Héroes del Mundo se vean frescos y listos para enfrentar los retos que el mañana les deparan.

Para un servidor, No Justice es una de esas historias que valen la pena tener en nuestros anales de cómics por muchos años, y que, aunque no rayan en la perfección, son historias memorables, porque renuevan la esperanza y el creer en que el mundo se encuentra bien, a pesar de lo oscuro que se le lanza a veces. Justice League: No Justice es un recordatorio de los sacrificios que uno hace y que son inspiración para otros, y de los momentos en que, al estar con aquellos que nos son cercanos, todo va a estar bien.

Disfruta de la galería de imágenes, y sigue con más en Capital Comic.