La conclusión a llegado por fin después de 5 angustiosos números, definitivamente el cierre del arco es por mucho el mejor de todos los capítulos; tanto por las revelaciones como por la acción constante en cada pagina, finalmente Two Face pone las cartas sobre la mesa su único fin destruir a Batman y su cruzada.
Batman y su compañeros de viaje se encuentran atrapados en un barco rodeado de villanos dispuestos a cobrar la recompensa de Two Face por ser liberado de las manos de Batman. El detective y Duke hacen zarpar el barco y hacerse al río para alejarse de los villanos escapando en el proceso de las manos del Penguin y sus secuaces logrando llegar a la casa de campo de Dent donde se encuentra la posible cura para acabar con el lado malvado y el sufrimiento de Dent, mientras la Policia de Gotham está a punto de entrar a la guarida del héroe todo orquestado por Two Face para obligar a Batman a compartir sus secretos, finalmente la cura no es tal cual sino un medicamento que podría poner al mando a una de las dos partes, una gran pelea final con KG Beast que lleva al murciélago a sus límites las heridas sufridas podrían poner su vida en peligro pero logra ganar por casi nada. Definitivamente Scott Snyder y Jhon Romita Jr. Hacen un gran equipo la historia es muy dinámica en todo momento llena de misterios e intrigas la adrenalina es una constante pero no sería posible disfrutarlo plenamente sin los trazos de Romita que le da vida a cada imagen y da forma a las palabras de Snyder.
No diría que es una historia perfecta pero si una que vale la pena leerse te mantiene en todo momento atento al desarrollo de la trama y de los datos que te van dando poco a poco de él porque de un pacto entre el villano y el héroe y que fue lo que ambos vivieron en su infancia que los volvió tan cércanos al grado de que a pasear de todas sus fechorías Batman considera que aún Harvey es digno de salvarse.